Dirty John: Betty Broderick

Dirty John es una serie de Netflix de la que ya os hablamos que seguía el caso del romance que vivió Debra Newell con John Meehan y que se convirtió en una pesadilla.

Pues bien, ahora la serie vuelve en una segunda temporada pero con un caso diferente, algo que resulta un poco raro, ya que si pensaban hacer más temporadas con otros casos, podrían haber usado un nombre más genérico para la serie, pero bueno, esta vez es el caso de Betty Broderick.

Al igual que la anterior está basada en una historia real, la de Dan y Elisabeth Anne Broderick que se casaron en 1969 y tuvieron varios hijos.

Betty trabaja, cuida a los niños y se encarga de la casa mientras su marido decide cambiar de profesión, había estudiado medicina, y ponerse a estudiar Derecho. A ella no le importa porque quiere a su marido y le apoya.

Pasa el tiempo y Dan acaba montando su propio bufete de abogados. Las cosas les van muy bien, tienen dinero, una buena casa y son felices.

Pero en 1982 Dan contrata a Linda Kolkena de 21 años y comienzan una relación. Betty lo sospecha pero durante casi dos años él lo niega, le dice a su mujer que está loca.

Al final Dan pide el divorcio y un tiempo después le acaba reconociendo a Betty que siempre ha tenido razón y lleva todo el tiempo con Linda, de la que está enamorado y con la que se quiere casar.

Cuando comienza la serie vemos a una Betty que no lleva nada bien que su marido la dejara por otra, por más que le dicen que debe superarlo y pasar página, es más fácil decirlo que hacerlo.

En los siguientes episodios vamos viendo la relación de Betty y Dan desde que se conocieron hasta que él decide dejarla por otra. También nos muestra cómo se sentía Betty desde que empezó a sospechar que su marido le era infiel, para que la entendamos mejor, aunque esto es una serie y ya sabemos que se modifican escenas para darle dramatismo.

Los mentiras de Dan, el saber que él estaba con Linda todo este tiempo aunque él se lo negaba, que él tenga la custodia de sus hijos, que le ha dedicado todos estos años y ahora se siente perdida…. un cúmulo de cosas que hacen que Betty explote comience a romper cosas, le deje muchos mensajes en el contestador… hasta el fatal desenlace.

Puede que ya conozcáis la historia porque ya se han escrito varios libros sobre esta historia y hasta hay una película, pero si no la conocéis ahora la podéis ver en Netflix como una miniserie de 8 episodios donde al final de cada uno nos dicen que es una historia real pero que escenas y personajes han sido modificados.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)

Cargando...

Deja un comentario